¿Qué potencia calorífica debe elegir para su estufa de pellets? ¿Con qué frecuencia debe rellenar los pellets de madera? ¿Cuál es el nivel de ruido? ¿Qué opciones ofrece el fabricante? He aquí 7 factores a tener en cuenta a la hora de comprar una estufa de pellets.

1. ELEGIR LA POTENCIA ADECUADA

Si elige una estufa de pellets demasiado potente para su hogar, la obligará a trabajar siempre en su nivel más bajo. Esta infrautilización provoca atascos que requieren un mantenimiento más regular. Una potencia máxima de 8 kW es suficiente para calentar eficazmente una vivienda correctamente aislada. Además, cuanto más amplio sea el rango de potencia de la estufa, mejor se regulará la temperatura. La potencia de la estufa de pellets Stûv P-10 puede ajustarse entre 2,5 y 8 kW, garantizando un verdadero confort térmico.

2. CUIDADO CON EL RUIDO

Algunas estufas de pellets tienen fama de ser ruidosas: no es el caso del Stûv P-10. En efecto, esta estufa de pellets utiliza la convección natural y la radiación a través de la gran ventana de cristal para calentar las habitaciones. Esta tecnología la hace especialmente silenciosa. Además, el sistema de alimentación ascendente de los pellets permite depositarlos en el crisol de forma silenciosa: entran a través de un tornillo sin fin, lo que evita el molesto chasquido.

3. LA IMPORTANCIA DE PODER VER LAS LLAMAS

¿De qué sirve tener una estufa de pellets si no se puede disfrutar de la vista del fuego? En Stûv, nuestra tecnología patentada le permite dar forma a las llamas en la estufa de pellets Stûv P-10. Además, gracias a la cámara de combustión regulable con una gran superficie de cristal, ¡puede disfrutar de una visión amplia del fuego! Al pivotar, la parte superior de la estufa de pellets optimiza la visión del fuego, a la vez que dirige la radiación del calor.

4. ¿CUÁL ES EL ALCANCE?

El tamaño de la tolva de pellets es fundamental: permite evaluar la autonomía de la estufa de pellets, es decir, el tiempo de uso potencial antes de tener que rellenarla. La tolva del Stûv P-10 tiene una capacidad de 15 kg, lo que corresponde a 10 horas de calor a máxima potencia, o a 30 horas a mínima potencia. Además, la trampilla de carga de esta estufa de pellets permite cargarla a la altura de la cadera, ¡lo que hace que su uso sea realmente cómodo!

5. PIENSE EN EL MEDIO AMBIENTE

El alto rendimiento de las estufas de pellets les da una verdadera ventaja ecológica. Gracias a su bajísimo nivel de residuos y a su rendimiento especialmente elevado, el Stûv P-10 recibió el “Red Dot Award Product design 2016”, uno de los premios de diseño más prestigiosos. El jurado, compuesto por 41 expertos internacionales, quedó convencido por la innovación tecnológica, la sostenibilidad y los beneficios medioambientales de esta estufa de pellets.

6. MÁS FÁCIL DE MANTENER

La limpieza de una estufa de pellets puede ser a veces complicada. Por eso es fundamental pensar en lo que hay que hacer para cuidarla. El Stûv P-10 está equipado con un cenicero que facilita la eliminación de las cenizas, así como con un asa fría para abrir, cerrar o girar la puerta de cristal de la estufa de pellets con total seguridad.

7. ¿QUÉ OPCIONES HAY?

¿Se puede programar la estufa de pellets? ¿Es fácil de ajustar? ¿Se puede personalizar? Gracias a su mando a distancia con termostato y regulación, el Stûv P-10 ofrece la posibilidad de ajustar o programar la potencia y la temperatura fácilmente. Gracias a un kit Wi-Fi, puede incluso controlar la estufa de pellets a distancia, a través de una tableta o una aplicación de Smartphone. Por último, la base del Stûv P-10 está disponible en tres acabados estándar (roble oscuro, roble claro y acero) y puede personalizarse.